Desde una perspectiva tributaria ¿Existen costos de Ejercicios Anteriores?

Talleres con CPC Dionicio Canahua
SABADO 24 DE NOVIEMBRE – LIMA Taller Práctico Cierre Contable (con ASIENTOS) y Aplicación de la NIC 12
DOMINGO 25 DE NOVIEMBRE – LIMA Taller Contable y Tributario para ONG y Asociaciones sin Fines de Lucro
Informes: eventos@perugestion.org Whatsapp: 958 672 735

CPC Dionicio Canahua

Hace unos dias recibimos una consulta relacionada a la adquisición de un activo fijo:

Se ha comprado un activo fijo en el mes de diciembre del 2010, pero no se ha declarado esta compra, ya que no se tienen registros de compras (y ningún libro y registros legalizados); recién en el mes de febrero del 2011, se han regularizado los libros, mi pregunta es:

¿Se puede utilizar el crédito fiscal en el mes de febrero 2011?; con respecto al activo se ha pagado el 80% en el mes de diciembre y en los próximos meses se cancelará el 20% restantes.

Desde la perspectiva del crédito fiscal (IGV) debemos indicar que se debe cumplir una serie de requisitos para poder aplicarlo, podemos agruparlo en : Sustanciales (Articulo 18 del TUO del IGV) y Formales (Articulo 19 del TUO del IGV). Es decir no basta con considerar uno de ellos. Por ejemplo: afirmar que recibí la factura con retraso de 6 meses pero que no se discrimino en dicho comprobante el IGV no da derecho a crédito fiscal. Como observamos basta que no se cumpla un requisito para que no se pueda aplicarlo.

Tal como referimos anteriormente el articulo 18 del TUO del IGV en su inciso a) señala que solo otorgan derecho a crédito fiscal las operaciones que sean permitidos como gasto o costo de la empresa, de acuerdo a la legislación del Impuesto a la Renta.Es decir la aplicación del crédito fiscal del IGV esta condicionado a la deducibilidad del costo/gasto del Impuesto a la Renta.

El problema radica en el enfoque de diferentes conceptos que adoptan tanto el IGV como el Impuesto a la Renta. Como podemos observar en el párrafo anterior el Impuesto General a las Ventas se refiere a costos y gastos mientras que el Impuesto a la Renta en su articulo 57 se refiere a los gastos.

Es decir, puedo considerar un crédito fiscal valido en cualquier mes del 2011 si el gasto del 2010 cumple los requisitos para ser considerado un gasto de ejercicio anterior aceptable desde la perspectiva del articulo 57 de la Ley del Impuesto a la Renta.A continuación citamos el párrafo en mención:

“Excepcionalmente, en aquellos casos en que debido a razones ajenas al contribuyente no hubiera sido posible conocer un gasto de la tercera categoría oportunamente y siempre que la Superintendencia Nacional de Administración Tributaria – SUNAT compruebe que su imputación en el ejercicio en que se conozca no implica la obtención de algún beneficio fiscal, se podrá aceptar su deducción en dicho ejercicio, en la medida que dichos gastos sean provisionados contablemente y pagados íntegramente antes de su cierre. “

El Impuesto a la Renta establece determinados requisitos para aceptar un gasto contable del 2010 en el ejercicio 2011 (que están detallados en el párrafo anterior) y en consecuencia poder establecer un escenario en el cual el crédito fiscal sea aceptado en el 2011 aún cuando se trate de un gasto contable del 2010. No olvidemos que un requisito sustancial del crédito fiscal del IGV esta asociado a su deducibilidad desde la perspectiva del Impuesto a la Renta.

Como podemos observar no se considera la expresión “costos de ejercicios anteriores” porque técnicamente no se podría dar este hecho desde una perspectiva contable o tributaria,porque un costo no se relaciona directamente con los beneficios económicos de un ejercicio, sino los que se generan a futuro.

Con relación al caso materia de consulta observamos que se trata de una compra que se realizo en Diciembre del 2010 pero que se declara en el mes de Febrero del 2011. El ejercicio del crédito fiscal va estar asociado al momento en el cual de reconoce el costo para efectos tributarios. Por ejemplo si la adquisición fue realizada y registrada en el 2010, daría derecho a crédito fiscal para los meses del 2010. Situación similar se presentaría en el caso del 2011 considerando que el reconocimiento del costo y ejercicio del crédito fiscal se da en un mismo ejercicio.

Una alternativa de solución para el caso en consulta es considerar el ingreso del activo fijo para el ejercicio, indicando que por motivos ajenos al contribuyente hubo un retraso en la entrega de la documentación respectiva. Pero se indica que hubo un pago en el mes de diciembre del 2010, esta transacción debió de realizarse con referencia a un comprobante de pago, pudiendo haberse facturado bajo el concepto de un anticipo. Asimismo el contribuyente al haber realizado dicho pago no puede aducir desconocimiento o retraso por motivos ajenos a su interes.

Respecto a este tema podemos concluir que la fecha de reconocimiento del costo es la que se debe tener en cuenta para el ejercicio de un crédito fiscal del IGV proveniente de una adquisición del Activo Fijo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.