Capital Humano y Capital Social

Talleres con CPC Dionicio Canahua
SABADO 24 DE NOVIEMBRE – LIMA Taller Práctico Cierre Contable (con ASIENTOS) y Aplicación de la NIC 12
DOMINGO 25 DE NOVIEMBRE – LIMA Taller Contable y Tributario para ONG y Asociaciones sin Fines de Lucro
Informes: eventos@perugestion.org Whatsapp: 958 672 735

CPC Dionicio Canahua

Como Sostienen Serageldin y Grootaert, en los países desarrollados de elevados ingresos, el capital humano y el capital social juntos (recursos humanos) son responsables entre el 67 y 74% de la riqueza generada; en los países en desarrollo, entre el 56% y 60%. En los países exportadores de materias primas, que es el caso del Perú, la contribución de los recursos humanos fluctúa entrge el 36 y 68%[i]. (Jurado, 2003:105). Esta afirmación guarda relación con el cuadro mostrado anteriormente, en el cual revisábamos la Inversión en Investigación y desarrollo. Una interrogante que se genera después del análisis del texto anterior es: ¿Cuál es el papel de la Universidad frente al Capital Humano y el Capital Social? .A continuación definiremos ambos conceptos para analizar la interrogante planteada.

“El Capital Humano es el conjunto de habilidades, capacidades (capacities), talentos y destrezas que tienen las personas. Estas capacidades no son totalmente transferibles de una persona a otra y solo pueden ser utilizadas para crear, producir, transmitir información, generar conocimiento y todo aquello que el hombre es capaz de hacer con su cuerpo e intelecto”. (PNUD, 2002:82).

Es por ello que podemos indicar que el sector educativo de un país cumple una función indispensable, contribuir a la generación del capital humano en cada una de las personas que forman parte del país. Si bien es cierto que el proceso educativo es muy complejo y extenso, debemos indicar que la educación superior universitaria tiene un papel importante en la generación de habilidades, capacidades, talentos y destrezas de cada uno de sus estudiantes. Todo este capital que debe se genera en la universidad constituye una fuente alternativa de recursos. Este conocimiento creado debe ser gestionado adecuadamente. Las grandes empresas transnacionales son concientes de la importancia de dicho recurso dentro de sus actividades, situación derivada por el ingreso a la Era del Conocimiento en el cual constituye el activo más importante de cualquier institución[ii].

Con respecto al segundo aspecto podemos indicarlo siguiente: “Se define al Capital Social como los valores, las normas, las organizaciones, los mecanismos de asociación, que facilitan las relaciones interpersonales y que permiten las convivencia social “(PNUD, 2002:83).

La formación de este tipo de capital debe ser promovido por la universidad en cada uno de sus estudiantes. Sobre todo si consideramos que en el desarrollo de su vida futura profesional tanto a nivel empresarial como de sociedad, le será exigido establecer relaciones con sus semejantes y estas deben estar fundadas en valores y virtudes de tal manera que densifiquen el tejido social del estado.[iii]

Hasta este punto hemos llegado a la conclusión de que la universidad tiene una gran responsabilidad en la creación de capital humano y social en sus estudiantes. Situación que no es tomada en cuenta por las universidades estatales ya que la mayoría de ellas tienen un alto grado de politización en la gestión de las mismas. Las pugnas internas son cotidianas ocasionando que la universidad se desvié de su función principal la cual es formar a los futuros profesionales del país. También se descuida el establecimiento de políticas respecto a la investigación y desarrollo y a la gestión del conocimiento generado en sus aulas. Todos estos problemas aunados a la despreocupación por parte del estado son la causa de la crisis en la educación universitaria en el Perú.

Notas
—————————————-
[i] Serageldin y Grootaert,C (2000) Defining Social Capital: An Integrated View, en Social Capital
[ii] Uno de los paradigmas actuales de la Administración es la Gestión del Conocimiento. La cual se define como: “ Gestión del conocimiento es el proceso de administrar continuamente conocimiento de todo tipo para satisfacer necesidades presentes y futuras, para identificar y explotar recursos de conocimiento tanto existentes como adquiridos y para desarrollar nuevas oportunidades ” ( Silvio, 1992: 10)
[iii] Con el cambio de la era industrial a la era del conocimiento se ha dado todo un vuelco en el enfoque de las relaciones en las instituciones tal como lo señala el siguiente texto: “Las organizaciones que cobraran relevancia en el futuro sean las que descubran como aprovechar el entusiasmo y capacidad de aprendizaje de la gente en todos los niveles de la organización”. (Senge, 1998:12).