Cuatro alternativas para convertirse en su propio jefe

¿Está decidido a ser su propio jefe? Evalúe sus habilidades y atributos esenciales, luego busque adaptarlos a una oportunidad de negocio. De acuerdo a Forbes, tenga en cuenta aquello que más le apasiona, sus conocimientos y su talento.

Si anhela dar vuelta a la página para convertise en su propio jefe, descubra cuatro opciones que podría ir de la mano con sus cualidades, conocimientos y habilidades.

1. Agente / Representante
Si usted siente que sus puntos fuertes son las ventas y la voluntad de asumir una cartera de clientes, considere convertirse en un agente para una marca ya existente. Usted puede construir su propio negocio. El costo de entrada es relativamente bajo y sus ingresos pueden crecer rápidamente y por lo general sin límites, especialmente si tiene la persistencia y la resistencia de mantenerse en él.
Los agentes de seguros, agentes de bienes raíces y representantes de venta directa son capaces de centrarse en las ventas y en el servicio al cliente, mientras que la empresa matriz aporta el desarrollo de productos, el marketing y la formación.
¿Cuál podría ser el aspecto negativo de tomar esta decisión? El volumen de ventas en este tipo de relación es muy alta. De antemano, minimice el riesgo mediante la investigación de las empresas y marcas que representará. Conozca el plan de negocio, cuáles son sus costos y cómo se compensan.

2. Consultoría
Si usted es una persona con iniciativa, con una racha creativa y habilidades comerciales, la consultoría es una gran oportunidad para ser dueño de su propio negocio. Apostar por esta alternativa puede ser especialmente útil si usted está buscando una manera de mantener sus valiosas habilidades. Su red de contactos le ayudará a mantener un flujo constante de clientes, pero recuerde que cada trabajo es temporal.
Asegúrese de participar en asociaciones industriales y grupos empresariales locales, como una Cámara de Comercio para disfrutar de la interacción profesional y seguir desarrollando sus habilidades. Las relaciones entre compañeros puede proporcionarle la oportunidad de intercambiar ideas y generar ideas creativas.

3. Franquicias
Si sobresale en la construcción de liderazgo y de equipo, tal vez una franquicia es el mejor camino hacia el objetivo de conseguir su propio negocio. El modelo es similar a un agente / representante, usted tiene ya hechos una marca, un sistema operativo, personal de apoyo, y la publicidad. Sin embargo, como propietario de una franquicia, su foco inicial es la gestión de la empresa, la contratación y guiar a otros a contribuir con el éxito.
Además de sus habilidades de administración, la selección de la franquicia correcta puede ser igualmente importante, especialmente teniendo en cuenta la inversión inicial para comprar una franquicia. Considere trabajar con un consultor de franquicia para determinar qué franquicia se adapte a sus necesidades, pasiones y las metas del negocio. El beneficio de este tipo de investigación origina, en última instancia, mayor tasa de éxito.

4. Pequeñas empresas.
¿Tiene su propia idea, la habilidad natural y el impulso para seguir ese sueño? Si es así, no dude en dar el primer paso cuando esté listo.
Si bien es cierto, al iniciar su propio negocio no contará con una marca ya hecha ni con personal de apoyo, pero sí podrá recibir apoyo externo.
Trabaje con los centros de desarrollo de pequeños negocios en su área local y las empresas diseñadas para apoyar a los pequeños empresarios y emprendedores.

Fuente:Gestion.pe