Facilidades laborales ante el alzheimer

Talleres con CPC Dionicio Canahua
25 y 26 de Febrero
Taller Práctico: Elaboración del PDT 708 RENTA ANUAL (Reg. General y Reg. MYPE TRIBUTARIO)

Informes: eventos@perugestion.org Whatsapp: 958 672 735

El Gobierno reglamentó la Ley Nº 30795 para la prevención y tratamiento de la enfermedad de Alzheimer y otras demencias, la cual regula el derecho de los familiares directos y cuidadores a cargo de la atención de los pacientes en esta situación, a solicitar a su empleador hasta una jornada laboral de permiso remunerado al año, a fin de atender las necesidades de estas personas.

César Puntriano

Socio del Estudio Muñiz

Por tanto, el DS Nº 030-2018-SA precisa que el permiso remunerado es otorgado hasta por una jornada laboral al año, pudiendo gozarse por horas. Para su disfrute, el trabajador debe presentar al empleador con una anticipación mínima de 72 horas al di´a que pedirá permiso:

a) Una comunicación escrita, por medio físico o correo electrónico, dirigida al empleador solicitando el otorgamiento del permiso remunerado e indicando la fecha, número de horas requeridas y los hechos que lo motivan.
b) En el caso de familiar directo, la documentación que acredita su vínculo con el paciente.
c) En el caso del cuidador, la designación vi´a notarial, certificado médico, informe médico, constancia policial o certificado domiciliario respectivo.

Entre las facilidades laborales extraordinarias a las que pueden acceder los familiares y cuidadores de los citados pacientes, se consideran:
I) Ajustes en la jornada, horario y/o turnos de trabajo.
II) Cambio de la modalidad a la de teletrabajo, total o parcial.
III) Permisos remunerados adicionales; y/o permisos sujetos a compensación o descuento.
IV) Licencias con goce o sin goce de haber; o licencia a cuenta del período vacacional u otorgamiento de adelanto de vacaciones.
V) Otras facilidades que se otorguen de común acuerdo con el empleador.

Las reglas de otorgamiento de estas facilidades las determina el empleador. Los empleadores tienen la facultad de fiscalizar el uso debido de las medidas antes señaladas,para lo cual los trabajadores deben prestar la debida colaboración. Según las circunstancias, el uso del permiso remunerado y de las facilidades laborales extraordinarias para fines distintos a los previstos en la normativa puede ser calificado como una falta disciplinaria, aplicándose las consecuencias previstas para cada re´gimen laboral.

Fuente: Diario el Peruano

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.